Saturday, February 4, 2017

HAY QUE REVIVIR A FIDEL.................. OTRO CUENTO MÁS DESDE LA CRIPTA


 Foto Cubadebate
Angélica Mora
Apuntes de una periodista
Nueva York
Llegaron en tropel, convocados por el Jefe.
La Cúpula Gobernante estaba costumbrada a estos llamados perentorios de El Jefe, pero eso no quería decir que sus integrantes no estuvieran disgustados, aunque el resentimiento lo llevaran muy por dentro, muy al estilo de la doble moral que le habían inculcado al pueblo.
-Ud dirá Presidente, inició la reunión el más Guataca.
-Los he reunido porque hay que   implementar una campaña que resalte al máximo las "cualidades" de mi Hermano... que reviva su imagen impercedera.
-Ya cubadebate la inició este sábado, presidente. contestó el Jefe de relaciones Púbicas -Tiene un artículo de Katiuka que es de madre...  le quedó de lo más lindo:  Fidel otra vez en esta ciudad
La Cubana es el libro de Fidel sobre la educación, ella recuenta lo hecho y lo expresado y hay que defenderla y estudiarla para que continúe viva en su plenitud y especialmente en su obra educativa que es como su corazón; la Revolución se hizo para la justicia y para la educación, que es lo mismo que decir para la vida.
-Eso es poco, quiero más, replicó el Jefe. -Quiero que saturemos el pais revisando intensamente la obra de mi Hermano. 
-Tenemos la Feria del Libro, donde hay muchos ejemplares de distintos autores, entre ellos nuestro eterno amigo Fray Betto, sobre la obra y vida de Fidel, contestó El más Leído.
-¡No entienden lo que quiero!, contestó sulfurado el Jefe. -Quiero algo así como lo que está haciendo Evo en Bolivia, construyendo museos de su persona.
- Pe...pero Ud. prohibió el culto a la personalidad de "Tú Ya sabes", se atrevió a decir el más Práctico.
-¡¡¡¡Pamplinas!!!!, eso era para hacer creer al pueblo, dijo El Jefe.... - Necesito a mi hermano, lo quiero cabalgando como El Cid Campeador por la Habana y toda la isla...  Y que su mito se extienda al exilio con nuestros enviados, que están ociosos últimamente en Miami... Necesitamos distraer, aquí al pueblo y allá a los exiliados y al resto de los Estados Unidos y que llegue el rumor que mi Hermano está vivo, aunque yo ahora vaya a ponerle flores a sus cenizas
Acto seguido se bajó del púlpito y efectivamente,  se montó en un Mercedes color negro y partió a Santiago de Cuba a visitar el cementerio de Santa Ifigenia donde estaba el Huevo de Granito con la placa Fidel y la guardia permanente de dos soldados, velando los restos del Comandante Eterno.

No comments:

Post a Comment