Monday, December 12, 2016

ETECSA PROSIGUE ACUSANDO A CUBALLAMA DE FRAUDE




Un comercial de Cuballama en Miami
La Habana | 11 de Diciembre de 2016 
Juventud Rebelde arremetió este fin de semana contra Cuballama, a la que volvió a acusar de "fraude" y de mentir sobre que "no tiene presencia en la Isla". Así lo había declarado la compañía con sede en Canadá en un comunicado de respuesta a unas primeras acusaciones vertidas contra esta en las páginas del periódico oficial.
En un artículo titulado "Las falsedades de Cuballama", su autor cita pruebas en poder de ETECSA que "ponen en evidencia" la existencia de presuntas "redes tecnológicas clandestinas" y las "ilegalidades cometidas durante años" en las que estaría involucrada la empresa con sede en Canadá.
En ese sentido menciona la "desactivación" de una estructura en 2014 "organizada por el ciudadano Ariel Lores Báez para enviar y recibir mensajes de texto y llamadas de voz" entre la Isla y el resto del mundo, "obviando las tarifas oficiales vigentes".
Esta no sería la única vez según consta en los archivos del Departamento Antifraudes de ETECSA, a los que tuvo acceso el periodista: asegura que entre enero de 2010 y abril de 2011 este mismo ciudadano "había operado una red similar para llamadas de voz, en la que empleó líneas de telefonía fija y redes wifi".
Según ETECSA, el objetivo de Lores Báez era crear la base que permitiera operar a la empresa Cuballama en la Isla, "a sabiendas de que era un procedimiento ilícito".
El diario oficial apunta que esta compañía pertenece a uno de los amigos personales de Lores Báez: Víctor Castro Vaquero, quien funge como su presidente.
En referencia al comunicado que hiciera Cuballama en respuesta a la acusación previa de fraude, y la afirmación de la compañía de que había respondido a las interrogantes enviadas por el periodista, el autor del nuevo artículo cuestiona que "una captura digital" sea una "prueba definitiva", "pues es muy fácil de manipular con las tecnologías actuales".
Asegura que "jamás recibió en su buzón electrónico dichas respuestas", que solo las conoció cuando Cuballama las hizo públicas junto a su comunicado.
Jorge Mario Sacre, jefe del Departamento Antifraudes de ETECSA, citado por Juventud Rebelde, asegura que las declaraciones de Vaquero son totalmente falsas: "Cuballama, a través de personas naturales, ha organizado e implementado estructuras de fraude en el país, que hemos desactivado".
Según Sacre "Cuba recibe el tráfico internacional de llamadas y mensajes de texto a través de dos centrales telefónicas internacionales dentro del país, que se encargan de distribuir el contenido a centrales de tránsito, las cuales lo dirigen luego al usuario final mediante centrales correspondientes".
En tal sentido, "Cuballama viola este proceso" —manifiesta el funcionario—, ya que "la llamada o mensaje de texto procedente del exterior que usa los servicios de esa empresa no transita por las centrales internacionales de ETECSA", sino que en ocasiones "dirige el tráfico vía internet directamente a una pasarela que forma parte de una estructura fraudulenta, de esta forma lo introduce directamente a una central local".
Estas "centrales locales" a que hace referencia el funcionario estarían montadas en viviendas particulares como las intervenidas en ocasiones anteriores.
El artículo se extiende más allá y explica otras formas en que Cuballama estaría incurriendo en fraude.
A pesar de las "evidencias", Sacre dice que ETECSA no cuestiona el comportamiento legal de Cuballama fuera de Cuba. Sin embargo, lo que ocurre dentro del país "no es respetuoso y es inaceptable", añade. "Terminan el tráfico internacional en nuestras redes nacionales a través de pasarelas y emplean las redes de servicios de nuestros usuarios, violando las normas del país”, reclama.

No comments:

Post a Comment