Tuesday, September 8, 2009

EL VIEJO DELANTAL DE LA ABUELA…

(blog SOMOS ANGELES EN LA TIERRA)
angelet

DSC04507


¿Recuerdas el viejo delantal de la abuela?

Su principal función era proteger el lindo vestido

que la abuela siempre elegía y que escondía debajo de él…

Pero, además, servía también de buen asidero para

retirar, sin quemarte, la ardiente

sartén del fuego…



El viejo delantal de la abuela era extraordinario

para secar las lágrimas de los niños que, al tropezar,

se habían caído al suelo y se habían hecho dolorosos raspones

en las rodillas… Y en esas ocasiones, ¡cómo la viejita limpiaba

dulcemente con su delantal las heridas y las caritas sucias

de aquellos angelitos!



El viejo delantal servía, igualmente, para transportar,

desde el gallinero, los huevos, los pollitos que necesitaban

terapia intensiva, y a veces, los huevos golpeados

que tristemente terminaban frititos

en la placa de la cocina…



Cuando llegaban visitas,

el viejo delantal de la abuela servía

de refugio a los niños tímidos, que se

escondían entre sus pliegues creyendo

que, así, desaparecían… Y cuando

hacía frío, era la pobre abuela

la que se envolvía tiritando

entre los brazos de su

viejo delantal…



Aquel viejo delantal, agitado sobre el fuego,

hacía el mismo oficio de un fuelle. Y también él

era el que cargaba con las papas

y la leña hasta la cocina.



Otras veces, servía de cestillo

para llevar las verduras desde

la huerta hasta la casa... Y después

de usarse en la cosecha de las algarrobas,

le tocaba el turno con

los repollos…



Con el viejo delantal de la abuela

incluso se recogían los frutos

que caían de los árboles

al terminar el verano.



Y cuando alguien

llegaba a casa inesperadamente,

era sorprendente la rapidez con la que

el viejo delantal podía limpiar el polvo

de todos los muebles del salón…



Cuando se acercaba la hora de comer,

la abuela salía a la puerta y agitaba el delantal,

y, entonces, los hombres que estaban trabajando

en los campos comprendían, de inmediato,

que era hora de comer y que el almuerzo

ya estaba listo…



La abuela también usaba su viejo delantal

para colocar en la ventana la torta recién sacada

del horno, para que se enfriara.



Actualmente, sin embargo,

una se sus nieta coloca la torta

en el mismo lugar, pero para que

se descongele…



Habrán de pasar largos años

antes de que alguien invente un objeto tal

que pueda reemplazar aquel viejo delantal

de la abuela que tantas funciones

cumplía…



Pero nunca serán suficientes

los años que pasen para que yo pueda olvidar

todo lo que quería a mi abuela

y a su viejo delantal…

4 comments:

  1. Esta muy bien "el delantal de la abuela",pero si quedo algo del BBQ,por favor enviarlo a mi direccion....!!!!

    saludos

    ReplyDelete
  2. Puede ser tambien el delantal de la ABUELA VIEJA

    ReplyDelete